buscar




ODONTOLOGÍA ESCOLAR EN CORRIENTES
9 de marzo de 2012

Prevención y promoción de salud bucal en escuelas

 

Profesionales odontólogos de toda la provincia se reunieron hoy en la Escuela Hipólito Irigoyen de Corrientes, con el objetivo de articular las tareas previstas en el marco de un plan de prevención y promoción de la salud bucal en los colegios públicos.

 

recomendar
Prevención y promoción de salud bucal en escuelas

 

La coordinadora de Odontología Escolar del Ministerio de Educación de Corrientes, Shirley Piñeyro, explicó que la jornada fue oportuna para la apertura al ciclo lectivo 2012 de las actividades áulicas y de los gabinetes odontológicos de toda la provincia. “Para esta reunión convocamos a todos los odontólogos de Capital y del interior” y “en este marco hacemos una puesta de objetivos generales y específicos a cumplimentar este año”, precisó.

 

Piñeyro  señaló que los objetivos generales estarán enfocados en la prevención y promoción de la salud buco dental. “Principalmente, nos trazamos un plan preventivo básico a cumplir, donde nos basamos en varias actividades que implican trabajo dentro de la cavidad bucal del niño y también trabajo con el niño, como promotor de salud, con los padres y las visitas áulicas que tengamos con el odontólogo”, informó la funcionaria.

 

Para dar cumplimiento a estos objetivos, el Gobierno provincial dispone de dos tipos de insumos. “Por un lado, los que entregamos todos los años, a través de la empresa Colgate, consistente en kits odontológico de pasta dental y cepillo, que se comienzan a entregar en todos los primeros grados”, explicó. 

 

La funcionaria agregó que “el mes que viene vamos a hacer la segunda etapa y así sucesivamente para que en los nueve meses subsiguientes todos los chicos de las escuelas tengan la cobertura. Y también vamos a entregar a cada establecimiento insumos odontológicos para llevar a cabo el plan preventivo básico”.

 

Según explicó la coordinadora de Odontología Escolar, la libreta odontológica de salud bucal servirá para plasmar y tener disponible de una manera práctica toda la recopilación única de datos de cada chico, desde primer grado hasta sexto.

 

“Es similar a la libreta de vacunación -dijo la doctora Piñeyro- con la variante que en este caso la libreta va a quedar dentro de la escuela y va a estar a cargo del odontólogo. Ahora, en el caso de que el chico se tenga que ir a otro establecimiento, entonces sí se le va a hacer entrega de la libreta”, aclaró.

 

“Nuestra intención es que dentro de 10 ó 12 meses esa libreta también pueda servir para la articulación con otros programas, como ser de Desarrollo Humano y programas nacionales, para el cumplimiento de los padres en cuanto a la prevención de la salud bucal de sus hijos”, indicó.